ES
USD
Ayuda
Iniciar sesión

Museo del Prado

El Prado es un precioso antiguo castillo con más de mil obras fascinantes basadas en la antigua Colección Real. Es una de las principales galerías de arte del mundo y las más de 7.000 pinturas en su colección ofrecen una visión detallada de la célebre historia del arte español. El Prado ofrece entrada gratuita entre las 18:00 y 20:00 los días laborales y de 17:00 a 19:00 los domingos y festivos. Generalmente es el momento con más afluencia y la entrada a las exposiciones temporales no está incluida.

Leer más Leer menos

Reseñas de los clientes

17 oct. 2018
Museo del Prado: Sin colas
Excelente la visita al Museo del Prado. Por supuesto es de destacar la calidad de las obras expuestas, el orden, la prolijidad en todos los niveles. Eramos dos matrimonios uruguayos y quedamos todos muy satisfechos. No pude sacar fotos del interior porque no está permitido pero si me llevo la foto del hall de entrada y por supuesto del Goya que está a la entrada del Museo. Muy satisfecho.
17 oct. 2018
Museo del Prado: Sin colas
Comoda
16 oct. 2018
Museo del Prado: Sin colas
Es la forma ideal para el ingreso directo al Museo, sin filas. Ese tiempo ganado, luego lo aprecias más, cuando estás disfrutando de las joyas que posee el Museo del Prado.
15 oct. 2018
Museo del Prado: Sin colas
Muy Rápido
14 oct. 2018
Museo del Prado: Sin colas
La rapidez en la entrada genial.
14 oct. 2018
Museo del Prado: Sin colas
Es de agradecer poder comprar entradas por internet y no hacer colas.
14 oct. 2018
Museo del Prado: Sin colas
Rápido y eficaz
14 oct. 2018
Museo del Prado: Sin colas
La entrada fue muy rápida y la experiencia en el Museo fue excelente
14 oct. 2018
Museo del Prado: Sin colas
estupendo museo con obras maravillosas y bien distribuidas, fáciles de visitar y disfrutar. El audio guía interesante pero difícil de escuchar por el ruido externo. Sugeriría audio tipo headphones que cubren los dos oídos.
13 oct. 2018
Museo del Prado: Sin colas
No se pueden hacer fotos, y me parece muy mal, estuvimos en el museo Thyssen y sin flash se podian hacer fotos por todos los sitios.